En el 2020 los calvos podrán convertir en energía el sol que les da en la cabeza

Una startup de origen Oaxaqueño con la colaboración de la Universidad Politécnica de Tucungo acaba de anunciar el lanzamiento de una curiosa tecnología por la cual los calvos podrán obtener energía a través de los rayos solares.

El sistema se encuentra ya en fase de desarrollo y se ha probado en un total de 42 personas habiendo dado unos resultados por encima de las expectativas. Al parecer la calva de los usuarios haría las veces de placa solar captando la radiación que tras convertirla en energía se guardaría en unas baterías acumulativas de 4.000 miliamperios que el usuario podría llevar en su bolsillo. Más tarde ésta energía se podría utilizar para, por ejemplo, cargar el móvil, arrancar el coche, o incluso para uso doméstico en casa.

Todo se hace con el fin de popularizar la energía verde

Se prevé que la tecnología esté lista para el 2020, según sus desarrolladores aún les falta retocar uno que otro aspecto para que sea totalmente segura y no vaya a generar un cortocircuito en la calva de los usuarios, todo esto gracias a diferentes testeos que se están realizando con calvos de todo el mundo para poder ver cuáles son las que dan más energía y si influye en esto alguna característica de la cabeza.

Para poder utilizar ésta tecnología los calvos deberán implantarse un pequeño chip en la cabeza con una sencilla operación que sería el encargado de transformar los rallos solares en energía. La startup ha anunciado que este sistema podría estar listo para su venta a partir del verano de 2020 a un precio comercial de tan solo 49$.

Esperemos que el futuro nos siga trayendo más cosas que nunca pensamos que llegarían a existir, pero sin embargo ahí van apareciendo cada día más y más inventos algunos innovadores, otros no tanto, pero lo que no se puede dudar es que esta generación está llena de ideas.

Compártelo: