Lo expulsan de una tienda por defecar en un baño de muestra

El pasado sábado tuvo lugar un desagradable incidente en una conocida tienda de muebles de nacionalidad sueca instalada en un municipio cercano a la ciudad capital.

Dime tú que lees esto, que harías si luego de comer como si no hubiera un mañana decides entrar a una tienda de muebles a ver que puedes encontrar y toparte con la desagradable sorpresa de que la comida te ha caído mal, y tienes que ir al baño de forma urgente, la vista se te nubla y tu mente no puede concentrarse más, al punto de la desesperación, recordemos que cuando nuestra mente nos juega malas pasadas podemos perdernos hasta en nuestra casa.

Bueno más o menos eso fue lo que le paso a Thomas un provinciano de 43 años que exploraba los alrededores de la capital, cuando tuvo la curiosidad de entrar a una tienda de muebles para ver si podría comprar unos cuantos y así sorprender a su esposa, pero el sorprendido fue el ya que no contaba de que el lugar era terriblemente inmenso y complicado, al ser un provinciano se pierde fácilmente en lugares de esa clase, pero eso no fue lo peor, luego de casi 3 horas dando vueltas en el lugar y sin encontrar una salida Thomas sintió algo en su estómago que le daba el aviso que las cosas se iban a poner peores.

“El hedor se expandió hasta 5 cuadras a la redonda según testigos”

El reloj marcaba las 4:20 de la tarde y Thomas sentía una fuerte urgencia por hacer sus necesidades, pero nadie le decía dónde podía encontrar un baño, el pobre Thomas paso hasta las 5:40 PM dando vueltas en la tienda y nadie le dijo donde quedaba el baño, al no tener otra opción Thomas analizo sus opciones y tuvo que tomar una decisión, hacer sus necesidades en público o usar un baño de muestra que había visto en una de las áreas de ese inmenso laberinto en el que se encontraba, al verse desesperado no tuvo de otra que hacerlo en el baño de muestra, la tienda llamo a las autoridades las que se pronunciaron con lo siguiente:

Un cliente fue expulsado de la tienda después de haberlo encontrado haciendo sus necesidades en uno de los baños de exposición. La empresa decidió no denunciar al cliente, pero le ha denegado el acceso a cualquiera de sus instalaciones. “Llevaba 20 minutos con un dolor de estómago impresionante. Intenté buscar un baño, pero aquello es un laberinto y no tuve más remedio que hacerlo donde pude”. La planta entera de la tienda tuvo que ser desalojada por el fuerte olor por lo que la tienda estima unas pérdidas de alrededor de 130.000$. “No vamos a tomar medidas legales contra el cliente, pero solicitamos por favor que no vuelva a aparecer en ninguna de nuestras instalaciones”, explica Jordi Muñoz, director de comunicación de la empresa afectada.

El baño donde el señor hizo sus necesidades tuvo que ser destruido y la tienda afectada se mantendrá cerrada en torno a dos semanas, tiempo necesario para su descontaminación.

Compártelo: